Productos de Robert Propst

¿Qué tienen en común un segador de madera vertical, un sistema de control de calidad para concreto, un sistema de etiquetas electrónicas para ganado, una oficina móvil para un abogado cuadriplégico y el sistema Action Office de Herman Miller? Todos fueron inventados por Robert Propst.


Si bien es posible que sus invenciones no parezcan estar relacionadas, todas surgen del mismo origen: su necesidad inexorable de investigar cómo funciona el mundo y luego encontrar respuestas novedosas. Propst no estaba interesado en crear "cosas" individuales que no causaran impacto en situaciones complejas. En su lugar, investigó grandes inconvenientes y se centró en el desarrollo de sistemas nuevos a gran escala que simplifican y mejoran la vida de las personas.

"Para mí, la verdadera naturaleza del buen diseño se encuentra en las cosas que tienen características duraderas, con las que puedes vivir realmente durante mucho tiempo; de las que no te hastiarás o cansarás..."

- Robert Propst

Nacido en Colorado, Propst comenzó su carrera a finales de la década de 1940, como artista gráfico, docente y escultor. En 1953, formó Propst Co., una firma basada en Denver que se especializaba en el desarrollo especulativo de productos. En otras palabras, Propst aprovechaba su impaciencia y naturaleza independiente para atacar los problemas existentes, sin importar que alguien se lo haya solicitado o no. Acudió a Herman Miller con uno de esos desarrollos especulativos, un sistema de conexión de espina de pescado exclusivo para componentes de mobiliarios. Propst luego se inició como consultor de Herman Miller y comenzó a guiar estudios sin precedentes de personas en situaciones laborales como base para extender la línea de productos de la empresa.

En 1960, Propst se convirtió en presidente de Herman Miller Research Corp., donde siguió investigando cómo funciona el mundo del trabajo, donde llegó a la conclusión de que la "oficina actual es una tierra incultivable. Agota la vitalidad, bloquea el talento y frustra los logros. Es la escena cotidiana de intenciones insatisfechas y esfuerzos fallidos".

La respuesta de Propst a esta situación desdichada fue presentada por Herman Miller en 1968. El sistema Action Office fue el primer sistema del mundo en ofrecer oficinas de planta abierta de componentes reconfigurables y una salida intrépida de la era de las hipótesis establecidas de cómo debería ser el mobiliario para oficinas. Con el sistema Action Office, Propst arremetió contra el diseño de oficinas tradicionales, complaciente con un concepto que se adapta al modo real en que trabajan las personas. Con gran éxito, el sistema Action Office transformó el lugar de trabajo, no solo de Herman Miller sino de toda la industria del mobiliario, que luchó para copiarlo.

A principios de la década de 1960, Propst también comenzó a investigar las condiciones problemáticas de las prestaciones de servicios a los pacientes en hospitales. Como es habitual, apareció con una solución revolucionaria, presentada en 1971 por Herman Miller. El sistema Co/Struc dinamizó los servicios de hospitales con contenedores, carros, estructuras y rieles móviles y modulares.

Con más de 120 patentes en su haber, Propst continuó con sus investigaciones incesantes hasta su muerte en el año 2000.